jueves, 2 de diciembre de 2010

Prensa Libre y la Campaña de Desprestigio contra CICIG

Si por algo merece crédito la CICIG en Guatemala es por haber forzado a los guardianes de la impunidad a dar la cara. Cada vez más y más personas van comprendiendo que el status quo de las élites económicas y políticas no podría existir sin impunidad. De ahí la necesidad de mantenerla.

Siempre se ha sabido que dentro de las filas de los guardianes de la impunidad se incluye a policías, fiscales del MP, funcionarios de estado, jueces y magistrados. Lo que no se sabe tanto y se discute menos aún es el papel crucial que juegan los medios de comunicación y los "comunicadores estratégicos" (entiéndase propagandistas u hombres de negocios) disfrazados de periodistas.

Para poder entender la importancia de los "periodistas" en la preservación de la impunidad, es imperativo entender que el status quo jamás podría sostenerse con una opinión pública antagónica. Si tomamos por ejemplo la "opinión pública" neutral o positiva hacia la administración Berger, abiertamente hostil hacia la administración Colom e indiferente a las acusaciones de genocidio contra Ríos Montt nos podremos dar cuenta que la dirección de la famosa "opinión pública" (entiéndase la de una minoría letrada)coincide perfectamente con la posición editorial adoptada por los medios de comunicación más importantes.

Considerando que nunca quedará record histórico de lo que no se hace, el papel de los medios en la manipulación de la "opinión pública" tradicionalmente ha sido hacerse los locos sobre temas de trascendencia como la extradición de Ríos Montt, o la persecución penal de los Gutiérrez en Miami. Debido a la limitante de evidencia impresa de los medios, el papel activo en la defensa del status quo es menos frecuente. El Caso Vielmann es un ejemplo de como Siglo XXI y Prensa Libre se han visto forzados a adoptar posiciones que defienden abiertamente el status quo y la impunidad.

Para demostrar la participación de Prensa Libre en la campaña de desprestigio contra la CICIG, presentamos a continuación un análisis del editorial del 25 de noviembre del 2010. El texto original de Prensa Libre (PL) se muestra en itálica azul.

Las Realidades del Caso Vielmann
Empezando con el insoportablemente arrogante título, PL nos hace saber que como medio de referencia tiene la autoridad para decidir qué es real y que no es.

Como es del conocimiento público, las autoridades españolas le dieron libertad al ex ministro de Gobernación Carlos Vielmann,
Ojo que fueron las “autoridades españolas” y no la CC. El intento burdo de PL de exonerar a la CC de toda culpa es embarazosamente obvio.

con lo cual, de hecho, el caso quedó cerrado.
El caracter perentorio de esta conclusión sugiere que PL sabe algo que el resto del mundo no sabe.

Independientemente de la opinión que se pueda tener acerca de esto, en el sentido de si es justo o no, es importante analizar las razones legales que provocaron lo ocurrido.
O sea que la justicia es irrelevante para el medio de referencia del país. Y no señores, lo importante no es analizar las “razones legales” sino la negligencia criminal y prevaricato de los que retrasaron la entrega de documentos y otorgaron amparo sin fundamentos legítimos.

Han quedado en entredicho las autoridades guatemaltecas, incluyendo la Cancillería y el Ministerio Público, así como la Cicig,
¿Y porqué jodidos menciona PL a la CICIG aquí? ¿Qué hizo de malo ésta?

y al analizar las acciones del Gobierno queda claro que la Corte de Constitucionalidad no podía negar el amparo.
¿Porqué no? ¿No eran los crímenes lo suficientemente graves y la evidencia lo suficientemente comprometedora como para que por lo menos diera la CC una explicación? Ojo que este pedacito más parece ser el segundo toque de la pared de protección mediática a la CC.

Por eso no tienen base alguna las críticas a esta acción legal hechas públicas tanto por el presidente Álvaro Colom como por el ministro de Relaciones Exteriores, Haroldo Rodas.
¿No tienen base alguna? ¡Vaya arrogancia! ¿Desde cuando PL se cree dueña de la verdad? Ojo que la descalificación del Presidente y del Ministro nada más pretende exonerar a la CC.

El Gobierno solicitó la extradición de Vielmann, por el delito de ejecución extrajudicial, no contemplado en los tratados de la materia, y solicitó la orden de captura que fue ejecutada en España. Luego el delito fue cambiado a homicidio intencional, lo que implicaba un cambio en el mismo. Esto es inadmisible.
De nuevo la arrogancia desmedida de PL. ¿Inadmisible? ¿Y qué se cree PL que es para llegar a tan tajante conclusión?. Si las definiciones de los delitos tuvieran que coincidir palabra por palabra no podrían existir tratados de extradición en este mundo. De nuevo, se ignora por completo la gravedad de las acusaciones mientras se trata desvergonzadamente de vender la absurda idea que los tratados de extradición no contemplan la posibilidad de utilizar figuras análogas de un sistema jurídico a otro.

Por eso la Corte de Constitucionalidad dio el amparo provisional.
Para poder darse el lujo de hacer semejante aclaración PL tuvo que haberlo oído directamente de la CC… ¿sería acaso de José Quesada, el corrupto magistrado-abogado de PL quien les pasó el norte?

Paralelamente, se venció el plazo de 40 días que tenía el Gobierno guatemalteco para presentar la documentación.
PL espera sin duda que creamos que esto es una gran casualidad

Cronológicamente, el asunto pasó así: el 8 de noviembre, la Corte Suprema de Justicia llevó el expediente a la Cancillería, que el 9 lo trasladó a la Embajada de España, para legalizar las firmas. El 15 regresó a la Cancillería, que el 19 lo envió a la embajada guatemalteca en España, a donde llegó el 23. Pero el 22 la CC dio el amparo provisional, y por eso fue suspendido el proceso de entrega oficial a la cancillería española.
Una ingenuidad muy poco periodística la de PL. Lo lógico y conducente para el medio de referencia del país habría sido preguntar porqué esperó la cancillería a que resolviera la CC… ¿es que PL nunca oyó la palabra "contubernio"?

Cómo interpretar las acciones de la Cancillería de Guatemala y de la Embajada de España es motivo de otro análisis. Pero es un hecho que, al ser capturado por presunta participación en un delito y luego la extradición se solicita por uno diferente, no había posibilidad de que el caso caminara.
Ve que conveniente para la mediocridad periodística. De nuevo, PL pretende manipular la "opinión pública" dándose aires de autoridad suprema en derecho internacional…

A consecuencia de la mala fama internacional de los sistemas político y jurídico guatemaltecos, es muy probable que los países no tomen en serio, de hoy en adelante, cualquier solicitud de extradición.
La mala fama no es exclusiva de los sistemas políticos y jurídicos. Fuera del país PL tiene pésima fama también. Cuando toda la verdad del Caso Vielman salga a luz muchos guatemaltecos que antes confiaban en PL dejarán de hacerlo.

En este caso, sale también afectada la Cicig, porque de alguna manera participó en el error jurídico hoy comentado.
¿De alguna manera? ¿De QUÉ manera PL? ¿Qué exactamente hizo mal la CICIG? Este ataque velado nada más pretende confundir a la "opinión pública" con la idea de que la CICIG es tan poco de fiar como el MP y las cortes y confirma la participación de PL en la campaña de desprestigio contra la CICIG.

Es sintomático que el presidente Colom lance críticas injustificadas a la CC,
¿Injustificadas? ¡De nuevo la soberbia autoritaria de PL! Y ojo que no solamente Colom critica super justificadamente a la CC. Lo hace la mayoría de la población.

ente que hace algunas semanas estaba en peligro de quedar inoperante a causa de no recibir el dinero necesario por parte del Gobierno. Como consecuencia de los dictámenes que esperan a la CC en el caso de las candidaturas presidenciales sin base legal que andan rondando por el ambiente, la importancia de dicha institución es ahora aún mayor.
De nuevo, ataques fuera de tema contra Colom que exoneran a la CC. Ya tendrá tiempo la CICIG de encargarse de Colom.

Las responsabilidades por los errores cometidos en este caso no deben buscarse en la CC, sino en las demás instancias oficiales participantes. Una de las condiciones obvias de todo proceso es que los casos sean presentados llenando todos los requisitos. No se puede entonces hablar de un fallo del sistema legal ni de la CC, sino de quienes participaron en los trámites del caso.
De nuevo, la simpleza ofensiva de dos patas malo, cuatro patas bueno, Colom sí, CC no. ¿Porqué no se puede hablar de una falla de la CC señores de PL?

lunes, 29 de noviembre de 2010

Wikileaks, el Viagra de la Esperanza

Los documentos publicados no habrán de desenmascarar al gobierno gringo sino a los medios que normalmente se encargan de ejecutar el elemento mediático de las políticas expansionistas de los EEUU.

El tsunami mediático causado por Wikileaks esta semana será considerado sin duda un parte aguas histórico. Decir que un escándalo de esta envergadura es inédito sería recalcar lo obvio. Sin embargo, la verdadera magnitud de su impacto no se ha apreciado aún. En el caso particular de América Latina, ahora que Wikileaks nos ha devuelto la esperanza, estamos optimistas de que la información valiosísima que está por descubrirse clarifique muchos aspectos grises de la historia reciente con que los medios de las élites nos han querido atragantar. La verdad sobre el golpe de estado en Honduras es nada más un ejemplo de muchos.

Contrario a lo que parece ser el concenso general, los grandes perdedores de la publicación de documentos clasificados no habrán de ser ni los gobiernos ni los pueblos sino los medios comerciales que no representan los intereses de sus pueblos. Y es que si se considera que sabemos de sobra de que pata cojea el perro y que las fugas de wikileaks no nos cuentan casi nada que no se conociera o se sospechara extraoficialmente, se puede concluír que los documentos publicados no habrán de desenmascarar al gobierno gringo sino a los medios que normalmente se encargan de ejecutar el elemento mediático de las políticas expansionistas de los EEUU. En el caso particular de Latinoamérica, los medios del status quo van a tener que explicar posiciones adoptadas en temas de gran relevancia continental como el golpe de estado en Honduras, su participación en el aislamiento continental de Chávez o los oídos sordos a los crímenes de Uribe. Estaremos esperando ansiosamente.