lunes, 7 de marzo de 2005

Los Ex PAC También Fueron Víctimas (II)

Por el más elemental principio de justicia, es necesario que se sepa que prácticamente todo lo que las PAC hicieron fué con el conocimiento pleno del Ejército. La mayoría de las veces fueron forzados a hacer cosas -incluídos asesinatos y masacres- que jamás hubieran hecho por voluntad propia. De ahí que sea válido considerar a los ex PAC víctimas del Ejército y no necesariamente colaboradores voluntarios. Y es que si ocasionalmente miembros de las PAC fueron los autores materiales coaccionados de muchos crímenes, el autor intelectual siempre fué el Ejército.

Alfonso Portillo incurrió en una gravísima irresponsabilidad cuando ofreció darles a los ex PAC dinero por sus “servicios prestados”. El error no fué tanto ofrecerles dinero, sino negarles el papel de víctimas, que era el que verdaderamente les correspondía. De ahí que sea válido para los ex PAC pedir resarcimiento como víctimas, pero jamás pedir compensación por “servicios prestados”. Oscar Berger también metió la pata cuando con fines puramente electoreros decidió magnificar el error de Portillo. El que ahora se le esté haciendo difícil salir del atolladero es un buen premio a la irresponsabilidad.

Es necesario aclarar que el interés de ésta página no radica -en ningún momento- en congraciarse con los ex PAC. Simplemente queremos señalar que cada vez que se acusa a los ex PAC de atrocidades se está exonerando al verdadero culpable: El Ejército.

Pero hay que tener mucho cuidado cuando se habla del Ejército en términos de culpabilidad. Al igual que con las PAC, es demasiado fácil agarrar tirria en contra delas tropas y oficiales de baja graduación que presionaron los gatillos. A éstos (víctimas también) les ha tocado enfrentar el resentimiento desmesurado de los que por persignarse se arañan la cara. Y es que a pesar de su implicación obvia en los crímenes de lesa humanidad que cometió El Ejército, los verdaderos culpables -léase autores intelectuales- de las atrocidades de la guerra fueron un grupo relativamente reducido de oficiales generales y superiores que pusieron los ideales y papel constitucional del Ejército al mejor postor. Por unas cuantas monedas éstos indivíduos le vendieron el alma al diablo cuando decidieron convertir al Ejército en una entidad eminentemente política. Son éstos pocos indivíduos entonces los que constituyen El Ejército en términos de culpabilidad y los que por lo tanto deberían de recibir todo el peso de la justicia por sus crímenes.

2 comentarios:

arte-sano dijo...

ahora bien, la pregunta, si bien es cierto las Pac son victimas y es necesario resarcirlas (de acuerdo a los acuerdos) que pasa con las victimas directas de la guerra?
Por que hacen mas bullas las Pac si pueden bien intregrarse al resarcimiento de las victimas?

Quintus dijo...

Porque los han manipulado para su propio perjuicio. Ponete a pensar, si los PAC reciben compensación por "servicios prestados", ¿Con qué cara van a pedir compensación como víctimas?